domingo, 27 de agosto de 2017

La sucesión a la Corona. Regencia y tutoría del rey menor | Derecho Constitucional

El rey lo fue en el año 75 en virtud de la aplicación de la Ley de Sucesión a la Jefatura del Estado de 1947 y en virtud de la Ley de 1969 que lo nombraba sucesor en la Jefatura del Estado. Por tanto, el rey lo fue en primera instancia en aplicación de las leyes fundamentales del régimen anterior en el año 75.

Sucesion a la Corona y Derecho Constitucional
Imagen: The Crown Chronicles

En ese momento el rey no era titular de los derechos históricos, porque estos le correspondían a su padre, Don Juan de Borbón, hasta que éste renunció a sus derechos históricos en un acto privado el 14 de mayo de 1977.

sábado, 26 de agosto de 2017

El refrendo | Derecho Constitucional

El refrendo es una técnica que vacía de contenido y de capacidad decisoria a los actos del rey desplazando la responsabilidad de la decisión en el sujeto que refrenda o en el titular de la competencia. Por tanto el refrendo es una técnica que ha servido históricamente para limitar los poderes del rey, obligando al rey a que no actúe solo sino de acuerdo con el gobierno y con el Parlamento. Por tanto el refrendo ha sido un instrumento para pasar de una monarquía constitucional a una monarquía parlamentaria.

Refrendo y Derecho Constitucional

El refrendo viene regulado principalmente en dos artículos, el 56.3 y 64 de la Constitución.

lunes, 21 de agosto de 2017

Las funciones del rey | Derecho Constitucional

La posición constitucional del rey se encuentra recogida en el art. 56.1 de la Constitución, posición que se proyecta y manifiesta en las funciones descritas en el art. 62.

Rey y Derecho Constitucional

- Las funciones del rey en España, muy limitadas


Estos dos arts. ponen de manifiesto que las funciones del rey en nuestro régimen constitucional se encuentran muy limitadas. De hecho, si la expresión forma política del Estado español para definir nuestra monarquía parlamentaria era una solución de compromiso y un texto deliberadamente ambiguo para albergar posiciones enfrentadas, la lectura de las funciones del rey ponen de manifiesto que la monarquía parlamentaria es una forma de gobierno y no una forma de estado.

miércoles, 16 de agosto de 2017

La monarquía parlamentaria como forma política del Estado | Derecho Constitucional

En el primer artículo de la Constitución, después de definir nuestro estado como social y democrático de derecho, y después de atribuir la soberanía nacional al pueblo español, se afirma expresamente que la forma política del Estado español es la de una monarquía parlamentaria (art. 1.3).

Monarquia parlamentaria y Derecho Constitucional

Con la expresión forma política no se quiere hacer referencia a la forma de Estado. La monarquía parlamentaria no es un elemento esencial de nuestro Estado, sino es mas bien un elemento descriptivo o adjetivo del mismo. Lo esencial de nuestro Estado es que es un Estado democrático que atribuye la soberanía al pueblo. Por eso en esencia el Estado español no es muy diferente de otros países como Alemania o Italia, que están configurados como repúblicas. La monarquía aparece regulada en el Título segundo de la Constitución, que va de los art. 56 al 65. En éste Título segundo aparece la monarquía como un poder o como un órgano limitado, con unas funciones que básicamente van a ser perfeccionar los actos y procedimientos de otros poderes del Estado.

sábado, 5 de agosto de 2017

La reforma de la Constitución | Derecho Constitucional

Toda constitución se aprueba en un momento histórico y es producto de una generación determinada. Esto ocurrió con la Constitución americana de finales del XVIII, con las constituciones aprobadas después de la Segunda Guerra Mundial como la italiana 1947 y la alemana de 1949 y también ocurrió con la de 1978.

Reforma de la Constitucion y Derecho Constitucional

El hecho de que la Constitución sea la norma suprema, exige que esta no pueda ser objeto de reforma a través de los procedimientos legislativos ordinarios ni que la Constitución pueda ser modificada por una ley. Su carácter de norma fundamental exige que esté sometida a procedimientos de reforma específicos más complejos que los procedimientos legislativos.